» El Vitor

EL VÍTOR

Horcajo de Santiago celebra sus fiestas patronales en honor a la Inmaculada Concepción durante los días 7, 8 y 9 de diciembre, más conocidas como «El Vítor». Tres devotos a caballo portan el estandarte de la Inmaculada acompañados por una multitud de personas que vitorean sin cesar. Considerada la procesión más larga de la cristiandad, fue declarada de Interés turístico regional en el año 2000.



Hay que hacer una distinción entre el orígen de nuestra fiesta, «El Vítor», el cual es incierto, pues no tenemos datos exactos para clasificarlo dentro de un espacio-tiempo concreto, y la devoción a la Inmaculada Concepción, de la que sí tenemos data. En el archivo parroquial, encontramos las referencias más importantes que nos pueden ayudar a saber cómo surge  esta fe a nuestra Patrona.

Con respecto a la antigüedad del Patronazgo oficial de la parroquia, tenemos dos referencias:

  • La primera referencia escrita que se encuentra en el Archivo Parroquial, en el cambio de titular de la Parroquia, aparece el 3 de Noviembre de 1634 en el testamento de D. Jorge de Orea, que pasa de Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de Gracia a Nuestra Señora de la Concepción. (Martínez, J, (2015), Horcajo de Santiago, Historia, gentes y documentos, p.52


  • La decisión del Prior de Uclés, Don Diego de Vivanco Morales, el 17 diciembre de 1698, de encabezar las partidas parroquiales con la inscripción, «En la parroquia de Nuestra señora de la Concepción de esta villa de Horcajo…»En 1644 Don Pedro de la Plaza Nieva -Prior de Uclés- eligió para todo su priorato la fiesta de la Inmaculada Concepción, en 1650 año en el que las órdenes militares de Calatrava y Santiago hicieron el voto inmaculista. (Huellas del Pasado Horcajo de Santiago, Ángel Horcajada Garrido)
  • En 1669 reseña del archivo parroquial (F.554), dice al final: …en un momento nombra a María «el día de la Concepción de Nuestra Señora concebida sin mancha de Pecado Original, ocho de Diciembre.», lo que indica que ya había calado profundo el Vítor, después de treinta y cuatro años que empezó, como más arriba he demostrado (F.555). Libro de Julián Martínez López: Horcajo de Santiago «Historia, gentes y documentos»).  
  • En 1672, cuando María Sánchez Reluz funda un vínculo con sus bienes y dice: «es mi voluntad que a cada mil ducados les cargo ocho misas en cada año, rezadas y que SE HAGA UNA FIESTA DÍA DE NTRA. SEÑORA DE LA CONZEPZION habiendo de decir una misa cantada….». (REH-DOC al archivo parroquial de Horcajo de Santiago, y al libro de Julián Martínez López: Horcajo de Santiago «Historia, gentes y documentos»).


El estandarte

En cuanto al emblema de la fiesta, añadir el significado del mismo y en particular para los horcajeños.

Insignia que usan las corporaciones civiles y religiosas. Consiste en un pedazo de tela generalmente cuadrilongo, donde figura la divisa de aquellas, y lleva su borde superior fijo en una vara que pende horizontal de un astil con el cual forma cruz. (RAE)

El simpecado  es una insignia que en las procesiones figura en la sección de cofradías de la Virgen, que ostenta el lema «sine labe concepta», es decir «Sin pecado concebida», o bien contiene una figura de la Inmaculada. Es la representación de La Virgen por excelencia. El nombre, tiene origen medieval, y se deriva de los estandartes que portaban las procesiones religiosas que reivindicaban la Inmaculada Concepción de la Virgen, y en los que se solían hacer constar la misma expresión «Sine Labe Concepta». (wikipedia)

El estandarte es el emblema que nos identifica como horcajeños, no solo en la noche del Vítor, sino también como símbolo en la vida cotidiana durante todo el año. Simboliza la fe y unión de un pueblo, así se hace presente en el Vítor que sale de nuestras gargantas dando gracias por el año vivido, recordando la ausencia de los que no están y el que se realiza al unísono con familiares y amigos.

Los primeros estandartes de los que tenemos fotos son los que después de la guerra salieron en procesión.  El primero blanco en tela de raso con estrellas bordadas en oro y fleco azul, que presidia la procesión de la Inmaculada.El siguiente en color azul claro con dos franjas laterales en tono granate, que salia la noche del Vítor.



El único que se conserva, anterior a 1936 es de las hijas de María,  de color azul inmaculado bordado en oro con estrellas alrededor, detrás unas flores en cada esquina también en oro, que se conserva en casa de un particular del pueblo.


En el año 1943,  donaron el estandarte que inaugura una nueva etapa y nos acompañó durante 36 años. Era de color blanco bordado en oro con la imagen de la Inmaculada de Murillo (“De Soult” museo del Prado)

Los caballeros

Los caballeros devotos son tres, uno que porta el varal del estandarte y otros dos, uno a cada lado de éste, que portan las borlas. Llevan tocado gorro o turbante puramente ornamental. Completa la indumentaria un capote azul oscuro con capelina.

Los caballos

Se visten a la forma tradicional. Los elementos que los adornan son elaborados artesanalmente por las mujeres:

Un cabestro o cabezal en colores azules y blancos, con espejos, pompones y cintas de raso rizadas. Las riendas decoradas también en azul, el pecho petral realizado con cintas de raso o macramé terminadas con cascabeles,  un lazo en la cola y mantilla, que decora la grupa del caballo. Esta última es el elemento más original,es una pieza rectangular de tela noble con adornos bordados en sedas de colores y oro, rematada con flecos.

   

Cabezal y Lazo

    

Mantilla y Gorro

Pecho Petral

       

 

 Imagen de la Inmaculada

El escultor Juan Pablo de Estrada realiza la talla de la imagen que fue colocada en la iglesia en el año 1700. Posteriormente  destruida en el año 1936 durante la guerra. La imagen actual de la Virgen es de reciente creación. En 1939 fue tallada por el escultor valenciano Pío Moyares en madera con los signos que la caracterizan.    

Imagen de la Inmaculada Concepción (1700)  

Texto Aclamatorio

También encontramos las primeras referencias al texto aclamatorio que hasta nuestros días  se ha utilizado para ensalzar a nuestra patrona y que nos distingue como FIESTA DEL VÍTOR. Según data el 25 de diciembre de 1694, D. Joseph de Orea y Salcedo en su testamento – fundación al encomendarse: «en el nombres del Padre… y de la Virgen  Santa María Nuestra Señora siempre inmaculada y sin  pecado original concebida…jamás amen». (De Haro y Lodeña Chacón, p.82)   Es verdad que alguien fue el inventor del texto que sirve de expresión a un contenido netamente inmaculista, y que su nombre y apellidos quedarían absorbidos ante la aceptación colectiva del pueblo quien asumiría para siempre la autoría del mejor compendio teológico y definitorio del dogma inmaculista: VÍTOR LA PURÍSIMA CONCEPCIÓN DE MARÍA SANTÍSIMA CONCEBIDA SIN MANCHA DE PECADO ORIGINAL, ¡VÍTOR, VÍTOR, VÍTOR! (Horcajada Garrido, p.178)

El día 7 a las 8 de la tarde comienza el acto central que convoca a todos los horcajeños alrededor de la Iglesia Parroquial a la espera del canto de la Salve, para arrancar con el incesante clamor de nuestros Vítores que  no dejaran de oírse hasta la tarde del día siguiente. Unas horas después el estandarte es entregado a los caballeros que en la puerta del Sol esperan montados en sus caballos para pasear por las calles del pueblo nuestro Estandarte, emblema de la fiesta. Al término de la anterior, comienza la procesión en carroza de la talla de Nuestra Patrona, durante esta se sigue Vitoreando. Finalizada se prenden los fuegos artificiales que dan fin al fiesta. (en el enlace de fiestas se desarrolla de forma más explicita)